¿Cómo crear una empresa?

Como ya se ha dicho en otros artículos, el proceso de creación y constitución de una empresa es mucho más difícil y costoso que, por ejemplo, hacerse autónomo. Así, montar un negocio implica gran cantidad de trámites que normalmente son bastante costosos. Además, hay que contar con un elevado capital inicial con el que poder comenzar.

En esta entrada vamos a analizar todos los pasos que se deben dar para constituir una empresa y los factores que se deben tener en cuenta para lograr nuestro cometido.

El plan de empresa

El plan de empresa es lo primero en lo que debemos pensar. Se trata del documento en el que debemos describir nuestra idea de negocio que queremos emprender. En él se han de detallar todas las características y detalles importantes que definan nuestra idea, de manera completa pero concisa. Este plan de negocio debe incluir los siguientes apartados, para que el lector se haga una idea lo más exacta posible de lo que queremos hacer:

  • Descripción de la empresa, negocio o idea:

- Referencia de la experiencia y objetivo de los promotores

- Descripción técnica

- Localización geográfica

- Estructura económico-financiera

- Organigrama de los recursos humanos

- Estructura legal

  • Definición del producto o servicio que se va a ofrecer:

- Descripción de dicho servicio o producto

- Necesidades que va a cubrir

- Diferencias entre el producto o servicio que ofrece tu empresa y el de la competencia

- Determinar si existe algún tipo de derecho sobre el producto o servicio que se va a comercializar

  • Planificación de los aspectos comerciales:

- Análisis y estudio de mercado

- Plan de marketing

- Planificación y funcionamiento de las redes de distribución

- Plan de compras

Tipo de forma jurídica

Una vez terminado el plan de empresa, se debe decidir el tipo de forma jurídica que adquirirá la misma. Se debe pensar si el negocio será de responsabilidad limitada o ilimitada, el número de socios capitalistas así como la cantidad de capital social que se va a poner. Respecto a este último punto, hay varias opciones: sin mínimo legal, entre 3000 y 59000 euros, entre 60000 y 120000 euros o más de 120000.

Proceso de constitución

En este paso se deben hacer los trámites más laboriosos y costosos de todo el proceso. De esta forma, se deberá acudir a las siguientes instituciones para adquirir y cumplimentar los siguientes documentos:

  • Registro Mercantil Central: Certificación negativa del nombre
  • Ministerio de Economía y Competitividad: Autorización previa administrativa.
  • Notario: Escritura pública
  • Consejerías de Hacienda de las CC.AA: Impuesto sobre transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados
  • Registro Mercantil: Inscripción de la empresa
  • Agencia Tributaria (AEAT): Número de identificación fiscal.
  • Registros Especiales: Inscripción en registros especiales.

Financiación

A continuación se deberá pensar en las opciones que con las se cuenta para poder financiar la empresa al comienzo. Existen muchas ayudas a pymes tanto del gobierno de España como de la Unión Europea a los que se puede optar y sobre los que sería importante informarse.

Contratación laboral

Es el último paso. Se tendrá que evaluar a cuántas personas se quiere contratar, qué tipos de contrato se ofrecerá, las condiciones de trabajo… Por ello es importante aprender a hacer contratos e informarse de todos los documentos que se necesita para que todo sea legal.

Comentarios:

Actualmente no hay ningún cometario.

Comenta este artículo

Nombre:

Email:

Comentario:

Introduce este código: